Análisis Institucional de la comunicación en el Edomex

Communitas

Por Ricardo Joya Cepeda

La evaluación de la Administración Pública se ha especializado en México durante las últimas cinco décadas. Progresivamente se han establecido modelos para “medir” y “controlar” qué “resultados” obtienen los diferentes ámbitos de la administración. Leyes, reglamentos y otros mecanismos para saber qué y cómo se hacen las cosas.

La Administración Pública puede crear y estimular las condiciones para el mejor aprovechamiento de los recursos privados y públicos; como un producto histórico, cultural, social e institucional y, al tener relación directa con la acción de los ciudadanos, su desempeño es fundamental para el desarrollo de la sociedad.

Los “indicadores de resultados” reflejan si se trabaja bien o no… desde la óptica “especializada” de la burocracia; sin embargo, hay una evaluación más contundente y con impacto directo –incluso- en la continuidad o no de un proyecto institucional: la confianza y la aprobación de la ciudadanía, así como la reputación que se construye.

Por ello, comunicar es tarea estratégica. En el día con día, la información que se difunde –entendida como datos, textos, imágenes, videos, sonidos y actos públicos- y las respuestas que se ofrecen a la gente, es como una institución genera la percepción de su desempeño. 

Es innegable que en los diferentes ámbitos de gobierno -que son parte de la Administración Pública- se realizan muchas acciones, derivadas de programas públicos y generan beneficios, pero si la gente no lo sabe y no lo comprende de esa manera “positiva”, entonces la confianza y aprobación descienden. 

Lamentablemente, como advierte María José Canel -y con la experiencia de casi tres décadas en el ámbito público- es claro que: “Los organigramas de la Administración Pública todavía no priorizan la comunicación y las dinámicas de trabajo siguen situando a ésta en un nivel muy técnico y ‘a posteriori’ de la toma de decisiones (…) la Administración Pública carece, todavía, de organigramas que se adecuen a lo que es la comunicación desde una perspectiva integral”.

En ese contexto, en el Estado de México, el Secretariado Técnico para el Análisis y Estudio de la Reforma Constitucional y el Marco Legal de la entidad -que coordina el maestro, Mauricio Valdés Rodríguez- inició la revisión de la estructural institucional que existe en el territorio mexiquense, con el objetivo de recuperar de la sociedad misma, una serie de propuestas y, con el apoyo de expertos, proponer reformas que generen mejores condiciones de vida para la población. 

Por ello, en breve se prevé instalar un equipo de trabajo para analizar lo relativo al ámbito de la comunicación, la libertad de expresión, el ejercicio periodístico y los medios públicos, así como a la relación entre los poderes del Estado y los medios de información. Un reto que será de enormes proporciones, pero existe la voluntad inicial por analizarlo. Habrá que observar cómo se desarrollan esos trabajos y qué resultados se obtienen. 

PERCEPCIÓN

Este jueves solicitarán su registro quienes aspiren a dirigir a la Universidad Autónoma del Estado de México para el periodo 2021-2025. El 4 de marzo comenzarán las comparecencias. 

Deja un comentario