Arquidiócesis de Toluca la más golpeada por la pandemia

En el Estado de México han fallecido 32 sacerdotes católicos

Un total de 32 sacerdotes del Estado de México han fallecido en diez meses de pandemia, cuya cifra representa el 20 por ciento de muertes por Covid-19 dentro de la Iglesia Católica a nivel nacional.

Entre las Arquidiócesis más golpeadas por el coronavirus se encuentra la de Toluca, con 8 decesos; tres de los cuales se registraron en este inicio de año 2021.

Entre el 1 y 18 de enero perecieron en esta circunscripción eclesial, los presbíteros Juventino Alvarado Venta, de 50 años de edad; Fidel Ponce Gómez de 67 años, párroco de San Pedro apóstol en Almoloya de Alquisiras; y Carlos Martínez Patoni, de 38 años, párroco en San Andrés apóstol, en Calpuhuac.

A nivel estatal, la Arquidiócesis de Tlalnepantla ha padecido la muerte de 4 sacerdotes; al igual que las Diócesis de Texcoco y Nezahualcóyotl.

La Diócesis de Atlacomulco reporta 3 decesos asociados al SARS-CoV-2, lo mismo que la de Cuautitlán; Valle de Chalco cuenta con 2 casos, igual que la de Tenancingo; mientras que las de Ecatepec e Izcalli se mantienen con un fallecimiento en cada una.

Hasta el 18 de enero, la Iglesia Católica en México suma la muerte de cinco obispos y 154 sacerdotes; además de 9 diáconos y 5 religiosas. La Arquidiócesis de Puebla es la que registra el mayor número de casos del país, con 15 sacerdotes fallecidos.

El episcopado mexicano reporta que son veinte obispos contagiados a nivel nacional, de los cuales ha perdido cinco: tres eméritos, un auxiliar y uno en funciones; 13 se han recuperado y dos más se mantienen hasta hoy en estado grave: el cardenal Norberto Rivera Carrera y el Obispo auxiliar de Toluca, Maximino Martínez Miranda.

El Centro Católico Multimedial (CCM) que hace la recopilación de estos datos, revela que para la Iglesia católica mexicana, las particularidades de este período la pusieron en una situación crítica, pues del 31 de diciembre a esta fecha, hubo 19 muertes de clérigos por Covid-19 en todo el país.

ASME

Deja un comentario