Contralores municipales deben ser propuestos por comités anticorrupción

Presentan iniciativa para lograr autonomía de esa figura

Los Comités de Participación Ciudadana Municipal deben proponer a los que fungirán como contralores en los ayuntamientos, y con ellos lograr su autonomía del alcalde en turno, propuso Karla Leticia Fiesco García diputada del PAN.

La iniciativa incluye reformas y adiciones a la Ley Orgánica Municipal estatal y a la Ley del Sistema Anticorrupción del Estado de México y Municipios.

Fiesco García refirió que la corrupción sigue siendo un lastre que lacera la administración pública y la confianza ciudadana, donde se necesitan más que buenas intenciones.

Recordó que en el marco legal se han creado diversos instrumentos como el Sistema Municipal Anticorrupción, sin embargo, de los 125 ayuntamientos sólo 27 lo implementaron completo, 38 incompleto y 60 no tienen avance, lo que evidencia falta de compromiso de las autoridades municipales.

Dijo que pareciera que la corrupción se está haciendo costumbre en la sociedad y permea en ella sin distinción de género, estrato socioeconómico, orden de al gobierno, filiación política, entre otros y en consecuencia la capacidad de asombro se ha perdido por la cantidad de actos ilícitos que han quedado impunes.

Citó que el índice de percepción de la corrupción de la realizada por Transparencia Internacional sitúa a México en el lugar 124 de 180 integrantes para 2020, seis posiciones más que el año anterior mientras que la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) refiere a que México sigue siendo el peor evaluado de las naciones que lo conforman.

Karla Fiesco.- Desinterés por establecer comités anticorrupción en los gobiernos municipales.

Además, retomó que la Encuesta Nacional de Calidad e Impacto Gubernamental 2019 de INEGI, refieren que el 57.3 por ciento de la población de 18 años y más, siente que la corrupción es el segundo problema más importante de la entidad sólo después de la inseguridad; el 91.6 por ciento de estos actos es muy frecuente, cifra mayor a la media nacional y de los principales sectores con más corrupción son gobiernos municipales con el 80.4 por ciento y los que generan mayor confianza.

“Los municipios tienen lamentablemente los mecanismos más endebles para hacer frente a la corrupción y las áreas para ello se encuentran subordinadas como lo es la Contraloría Municipal, órgano que tiene dentro de sus principales funciones fiscalizar el ingreso y ejercicio del gasto público municipal”, dijo.

Fiesco García indicó que el quehacer del contralor está condicionado y pierde independencia desde su designación al ser presidente municipal quien lo nombra y con su proyecto busca que el Comité de Participación Ciudadana, órgano electo por una comisión de selección sin vínculo con la administración municipal, lo haga.

Con ello pretende que se garantice la autonomía de los entes fiscalizadores para lograr sus objetivos con parcialidad y dejar el compromiso de quien los designó para lograr justicia y legalidad, y tener acompañamiento en los procesos administrativos y jurídicos realizados con actos de corrupción por parte de los servidores públicos de cualquier magnitud y actuando conforme a la ley.

Lo anterior, además de buscar obligar a los municipios a conformar los Sistemas Municipales Anticorrupción para la designación del contralor, pioneros en la entidad y conformado por ciudadanos encargados de vigilar el servicio público y dar una lucha frontal a la corrupción.

Es indispensable la participación activa de los ciudadanos denunciando y exigiendo cuentas claras a los gobiernos, siendo parte fundamental en las decisiones para que no sean unilaterales y den mayor certeza y legitimidad al servicio público… la lucha contra la corrupción no es un eslogan más de campaña, sino una realidad donde exista la autocrítica y se llame a cuentas a todos sin distinción de colores e ideologías, una lucha social legítima que no sea una persecución política”, explicó.

Deja un comentario