Joven talento literario

La estudiante auriverde Michelle Gómez Álvarez, encuentra en la literatura un espacio terapéutico

Michelle María del Socorro Gómez Álvarez, fue la ganadora del primer lugar del Primer Concurso Universitario de Literatura “Horacio Zúñiga Anaya” que organizó la Universidad Autónoma del Estado de México, lo que la motiva a seguir formando una carrera en la literatura, tanto como poeta como en otros géneros en los que le gustaría incursionar.

El pasado jueves el Rector de la Universidad Autónoma del Estado de México, Alfredo Barrera Vaca, premió junto a Gómez Álvarez, a Salim Leonardo Moranchel Contreras y a, Maileth Patiño Ensástegui, ganadores del segundo y tercer lugar.

Gómez Álvarez, estudia la licenciatura en Ingeniería en sistemas computacionales, y ganó con el poemario bajo el titulo “La Piel que se escabulle”, inspirado tanto en experiencias personales, como en una de las obras del gran escritor romano, Cayo Valerio Catulo, el poema de Lesbia. Y trata de las etapas del sinuoso camino del amor escrito en epigramas. 

“Me emocionó bastante porque el libro disfruté mucho hacerlo, lo terminé en muy poco tiempo, en un periodo de seis meses y para mi fue una experiencia maravillosa porque estaba retomando la poesía y estaba descubriendo cual es mi estilo poético, con todo lo que me pasó y los autores que leí, porque tuve que e investigar mucho de la cultura griega”.

Este logró la motiva y le demuestra que puede tener potencial para dedicarse de manera profesional, e incluso incursionar en narrativa y ensayo con reconocimiento a nivel internacional, pero sin descuidar su carrera de ingeniería y seguir una ardua preparación en el mundo de las letras “sé que es un camino largo, tengo mucho que aprender y mejorar”, explicó la joven con apenas 20 años de edad.

Recordó que el mundo de la escritura llegó a ella de manera inherente desde los siete años, es sobrina de la también escritora toluqueña, Blanca Álvarez Caballero, desde niña jugaba a ser científica y artista, y lleva todo este tiempo escribiendo.

En sus logros también está el Premio Estatal de cuento y poesía para niños y jóvenes, en San Miguel Cañadas Tepotzotlán, en el 2018, donde logró el primer lugar con el poemario “Árboles entre el asfalto” y aunque dejó de escribir un año debido a la exigencia de su carrera, encontró en la misma escritura esa paz y refugio.

“La literatura para mi ha sido mi escape y mi desestrés, por así decirlo, porque en los primeros años de la facultad me empecé a alterar mucho, tenía miedo que no diera el ancho, pero descubrí que realmente para sobrevivir en cualquier situación y estar bien con uno mismo, debe haber un equilibrio y darme tiempo para las cosas que me gustan”, dijo.

ASME

Deja un comentario