Mujeres en la política

Con singular alegría

Me pongo a pensar muy en serio, qué cantidad de dinero se han estado gastando en las campañas. Más en los espectaculares que son los que vemos por allí, enormes, cada vez que pasamos. Los nombres de los contendientes, con sus fotos, para que la gente los conozca. Y eso, pienso, no se tiene en las boletas. Solo están los partidos que, chiquititos aparecen en un ladito y casi ni se ven.

Yo sería incapaz de decirle a usted, querido lector, por quien votar. Cada quien vota por quien se le pega la gana. Por el partido que más le acomode y según las experiencias que haya tenido.

Sin embargo, me llena de alegría ver en todas las carteleras espectaculares a mucha gente conocida: mis amigas y amigos. Todos son de primer nivel y llenos de ganas de salir adelante. De ayudar a la gente de la tierra que les ha visto crecer.

Allí veo a Mónica Álvarez Nemer grandota, y recuerdo que ella viajó a Tokio y fue becaria de JICA, Agencia Internacional de Cooperación Japonesa, de la cual yo fui becaria también dos veces; a Caritina Sáenz, quien es doctora en administración pública por el INAP, en donde yo estudié mi maestría; a Ana Lilia Herrera, quien irrestrictamente me ha apoyado en lo que he necesitado, en tiempos difíciles; a Ana Muñiz Neyra, quien por su voluntad y esfuerzo ayudó a muchos, cientos de viejitos de la tercera edad, incluyendo a mi madre. A Ernesto Monroy, de una Toluca de abolengo, hombre inteligente que ha sido subsecretario un par de veces y que ahora quiere ser diputado.

A Pepe Velasco, –hermano de mi adorada Chayo Velasco, que es como mi hija– y que viene de una familia llena de virtudes y valores, nacido en la capital del Estado más importante de la República Mexicana,  va a contribuir a saber qué necesita en este momento la Toluca de hoy. Y se esfuerza y le pone brillo a las cosas.

A todos ellos los quiero. Son de muy diferentes partidos, pero son gente honorable y buena que merece esta tierra sagrada y bendita. Son inteligentes, sencillos, buenos. A mí me lo parecen…

Otra cosa extraordinaria de la que me acabo de dar cuenta, es que del corporativo al que pertenezco: 50+1; la décima parte de mis compañeras están contendiendo a ser candidatas, y todas son de distintos partidos. Esto es algo que me llena de orgullo. Yo quisiera ponerlas a todas, porque son mujeres ejemplares dentro de la política y la administración pública. Añadiré algunos nombres, de los que ya mencioné arriba: Alejandra García Bonfil; Fernanda Rivera; Cristina González; Romina Contreras; Johana Torres; Claudia Castelum; Karla Fiesco; Ma. Teresa Ochoa; Ana Muñiz Neyra; Denisse Hauffen C; Caritina Saénz; Mónica Álvarez Nemer; Laura Amalia González; Paola Jiménez; Melissa Vargas; Lizeth Sandoval y Myrna Cárdenas. A todas ellas, les deseo que, por el bien de nuestra tierra, ganen. Así será.

ASME

Deja un comentario