Octeto Vocal: repertorio para celebrar dos décadas de trabajo ininterrumpido

La pandemia Covid-19 no ha sido obstáculo para el trabajo

El Octeto Vocal de la Secretaría de Turismo del Estado de México se prepara para celebrar sus primeros 20 años de labor musical y artística. Jesús Lujambio González, su director desde el 2020 debido a la contingencia por Covid-19, encontró en la tecnología y la virtualidad la manera de seguir teniendo actividad, por lo que este año podría ser la opción si es que el semáforo epidemiológico no permite tener presentaciones en vivo. 

Respecto de la selección de temas y cómo darían las presentaciones, Lujambio Gonzáles comentó que el panorama es aún incierto, pero ello no ha detenido su trabajo y creaciones, por lo que desde enero han seguido grabando a distancia, como lo hicieron desde el 2020. 

“Estamos trabajando en este 2021 y yo pienso seguir por esa línea que todo el año sigamos cantando, ya sea que sigamos en esta cuestión de la virtualidad o ya lo hagamos de manera presencial, estaremos poniendo un repertorio que tenga algún significado bastante especial para el grupo porque son dos décadas de trabajo interrumpido”, explicó.

Y es que, si alguien tiene esa sensibilidad y conocimiento para elegir los temas, es el maestro Jesús Lujambio, al ser pionero de la agrupación, primero como una de las voces y desde hace 13 años como director. 

“Todas las canciones que estamos grabando a partir de enero tienen un significado transcendente en la vida del Octeto, pueden ser obras que nos regalaron diferentes compositores, obras que nos pusieron los mismos compositores, con las que ganamos algunos premios, o que estaban en el primer repertorio que cantamos”, dijo. 

Ya se trabajaron 20 canciones y consideró que podrían grabar hasta 30 temas más ya que su repertorio es extenso, con al menos 500 piezas.

Destaca la labor que ha tenido el Octeto Vocal al tener presentaciones virtuales, donde sus procesos de grabación y producción también han sido a distancia; Lujambio González explicó que en un inició se grababan todas las voces con una transmisión en vivo y la experiencia le permitió decidir que cada uno de los elementos se grabara por separado y le enviara su material; ya el maestro se encarga de ensamblar de manera digital el concierto. 

“Ha sido una labor ardua porque no estábamos acostumbrados a este tipo de trabajos, hubo que aprender a manejar programas que ni conocíamos, como editores de video y grabaciones; sí ha sido un poquito complicado, pero es lo que nos ha permitido seguir vigente”, expresó

Sobre cómo decidió trabajar de esta manera, Jesús Lujambio recordó que su primera motivación fue con los videos del compositor y director estadounidense Eric Whitacre, precursor en grabar videos a distancia con sus obras, ya luego tuvo apoyo total de su hijo. 

“Él se dedica a la edición y a los guiones, es especialista en cine, y le pregunté si él me podría apoyar en esto y ya me dijo cómo teníamos que hacerlo. Yo le mandaba los videos y él me los armaba, fueron dos canciones que me armó, ya la tercera me dijo que no iba a poder porque es catedrático en la UAEM y otras universidades, me dio los requerimientos técnicos y yo soy que ahora recibe los videos y los edita”, aseguró

El Octeto seguirá ensayando y grabando de manera virtual, y si en un momento dado se confirman presentaciones en vivo, su director se reporta listo para ello.

Deja un comentario