Panorama de 11 partidos que contenderán en 2021 en Edomex

Sin Titubeos

Estamos a muy poco tiempo de que comience el proceso electoral local donde los mexiquenses renovaremos a los 125 ayuntamientos y el Congreso. En poco más de 50 días sabremos a ciencia cierta quiénes serán los candidatos que habrán de contender por los cargos en disputa. También tendremos un panorama ya muy claro de los partidos. ¿Quiénes irán solos? ¿Quiénes formarán alianzas?

Será una competencia inédita y muy interesante por el número de partidos políticos que pueden participar. Veamos: están los que podemos llamar tradicionales PRI, PAN, PRD, Movimiento Ciudadano, Partido del Trabajo, Partido Verde Ecologista de México y Nueva Alianza. A ellos debemos sumar al muy poderoso, en este momento, Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), que tiene en sus manos la Presidencia de la República y gobierna en 56 municipios.

Hay que considerar a los emergentes, Partido Encuentro Solidario (antes Encuentro Social), que recobró su registro, además de Redes Sociales Progresistas, de la maestra Elba Esther Gordillo, y Fuerza Social por México, del senador y sindicalista Pedro Haces Barba, que deben ir solos.

Son ¡11 partidos políticos!, opciones entre las que el electorado deberá elegir a sus preferidos. Este número tan elevado de contendientes puede terminar por confundir al ciudadano común, sí, aquel que no se nutre mucho de las noticias, que es ajeno a los vaivenes de la política y entonces los beneficiarios pueden ser los candidatos de los partidos tradicionales o el partido en el poder.

Los mexicanos somos un tanto tradicionalistas, si así lo queremos llamar, y nos vamos por los conocidos. Pero, dependerá del liderazgo, del arraigo, de la popularidad y de la fama de honestidad de los candidatos que presente cada partido, porque muchos ciudadanos preferirán inclinarse por el más popular o “el menos ladrón”, antes que hacer comparaciones entre 11 candidatos, si es que cada partido presenta uno.

Otra posibilidad es que el ciudadano opte por la comodidad y le dé su confianza al partido en el poder. Morena puede beneficiarse de esa situación porque, además, el presidente Andrés Manuel López Obrador mantiene altos niveles de popularidad entre la población.

En caso de alianzas, o candidaturas comunes, es mucho más fácil la decisión para el ciudadano, pues no habrá tantos nombres y colores en la boleta. Ahí es más fácil decidir de acuerdo a lo que presenten los partidos políticos.

Aún es muy temprano para saber las intenciones de los institutos políticos, podemos prever que Morena y PT vayan juntos, porque hay mucha afinidad.

Una amplia fuerza opositora suena como un atractivo especial. En este caso podría estar formada por PAN, PRI, PRD, Movimiento Ciudadano y Nueva Alianza. Eso representaría tener dos grandes bloques en las boletas y los aliancistas tendrían la obligación de buscar a sus mejores mujeres y hombres de entre todas las opciones para ofrecerlas al electorado.

Pero se antoja difícil, no se ve como una posibilidad real, por los fuertes intereses de los propios partidos. El Verde, por ejemplo, ha señalado reiteradamente en voz de su dirigente estatal, José Couttolenc, que irán solos, aunque en los últimos días han estado explorando las posibilidades, alcances y obligaciones de las candidaturas comunes y entonces tendría sentido todos los liderazgos que han cooptado para su causa.

Nueva Alianza ha sido discreto. Su presidente Mario Cervantes Palomino avanza en la estructuración y todavía no define si va con otro partido político. Lo cierto es que se cotizará caro por el trabajo realizado.

El PAN también ha estado haciendo acopio de líderes en los municipios más importantes. Se trata de gente fresca, empresarios sobre todo, que le darán un nuevo impulso a ese partido liderado moralmente por el alcalde de Huixquilucan, Enrique Vargas del Villar. Da la impresión de que quieren ir solos y en caso de coaligarse impondrán condiciones porque, además, es el único que ha sabido erigirse en auténtica oposición a morena.

Para el PRI significaría un desgaste quizá innecesario buscar alianzas con otros partidos, sobre todo ahora que ha recuperado parte de su fuerza en otras entidades y están envalentonados en el Estado de México.

Morena prepara la reelección con la mayoría de sus diputados y evalúa a los presidentes municipales. Tiene lo suficiente, aparentemente, para ganar los 90 municipios que, dice Maurilio Hernández, presidente de la Jucopo en la Legislatura local, puede obtener.

Ese es el panorama a poco más de 50 días de conocer a los candidatos y las proyecciones de cada partido.

Influirá mucho para el PRI el papel que desempeñe el gobernador Alfredo Del Mazo Maza y su equipo de colaboradores si en estos casi siete meses que faltan para las elecciones logran articular un proyecto que le dé seguridad a la población, que sea eficiente y ofrezca pronta respuesta ante las necesidades de la gente; podrían recuperar importantes espacios si, y esa es la condicionante, colocan candidatos atractivos para el electorado. Más de lo mismo será como tener ganas de terminar de tirar a la basura al otrora poderoso partido.

Deja un comentario