Pero qué necesidad

Ideas sueltas

El cantautor Juan Gabriel dejó en el imaginario colectivo esta frase que, en su pegajosa melodía, resume la interrogante que se hace un enamorado al no poder ver libremente a su amada por culpa de los padres de la chica. Dicha expresión la utilizamos ahora cuando no alcanzamos a entender la necedad de algunas personas por decir o hacer cosas que van en contra de la lógica más elemental para la mayoría. Y en los últimos días tenemos ejemplos de sobra.

Uno. Justo cuando México rebasó los 100 mil decesos por Covid-19 y cuando varias entidades tuvieron un repunte importante en los casos de contagio de la terrible enfermedad, que podría llevarlas a regresar al sémaforo rojo, el Club de futbol Guadalajara y las autoridades del Estado de Jalisco decidieron abrir las puertas del estadio Akron a los aficionados de las Chivas para que pudieran presenciar el Clásico Nacional, el miércoles de la semana pasada. Si bien fueron apenas poco más de 5 mil aficionados distribuidos de manera distante unos de otros en las tribunas del Estadio, el acceso al inmueble y en las inmediaciones del mismo pudieron poner en riesgo a decenas o centenas de personas.

Dos. El Próximo jueves se cumple un mes de las elecciones presidenciales en Estados Unidos. El triunfo apabullante del demócrata Joe Biden sobre el actual mandatario Donald Trump ha sido aceptado y reconocido por prácticamente toda la comunidad mundial, excepto por el Gobierno de México. El ex vicepresidente norteamericano ha presentado ya a algunas de las personalidades que formarán parte de su gabinete y pese a ello, es hora en que el Presidente López Obrador y su Canciller, Marcelo Ebrard no han reconocido ni felicitado a Biden. Si bien es cierto que tanto el Mandatario como el titular de Relaciones Exteriores han explicado las razones por las que se ha procedido de esta manera, la negación a reconocer lo que hasta el Gobierno chino ya hizo nos hace quedar muy mal parados frente al mundo.

Tres: El jueves la Secretaría de Salud reportó que el número de contagios de Covid-19 llegó a un millón 78 mil 594 personas en el país. El número de muertos ascendió oficialmente ese día a 104 mil 242 y se reportó el contagio de 8 mil 107 personas más. Ante este panorama las campañas gubernamentales e incluso privadas en radio, televisión y redes sociales urgen a la sociedad a no bajar la guardia, a mantener la sana distancia, a seguir aplicando de manera escrupulosa las medidas de higiene y particularmente a no dejar de usar cubrebocas.

No obstante, ese mismo día, el Instituto Nacional Electoral (INE) tuvo que suspender durante un lapso la sesión ordinaria que llevaba a cabo y todo porque el siempre protagónico Gerardo Fernández Noroña, diputado federal del Partido del Trabajo, se negó a usar cubrebocas en el salón de plenos del organismo electoral. El presidente de lNE, Lorenzo Córdova, explicó al legislador que el uso del cubrebocas era parte del protocolo en las sesiones públicas, pero el legislador se negó una y otra vez a colocárselo argumentando que lo querían amordazar. Tal fue la necedad de Fernández Noroña que los consejeros electorales y los representantes partidistas lo dejaron solo mientras ellos se retiraron a sus cubículos privados para continuar con la sesión.

Cuatro: México ha rebasado el millón de casos confirmados de Covid-19. La pandemia en el País pareciera incontrolable; el País es ubicado en el último lugar en un ranking para medir la efectividad de las políticas públicas para hacer frente a la pandemia a nivel mundial y el responsable de combatir la terrible enfermedad, Hugo López Gatell, se mantiene en su cargo.

Ahora sí que como dijo el Divo de Juárez: Pero qué necesidad.

POR SI ANDABA CON EL PENDIENTE

Mañana se cumplen dos años de la llegada al poder del presidente Andrés Manuel López Obrador. Una tercera parte de su Administración ha concluido.

Comentarios: migueles2000@hotmail.com

Deja un comentario