Recuerdan la trayectoria académica de Ezeta Uribe 

En el Estado de México el número de mujeres que ingresan al nivel superior aumentó significativamente y superó la matrícula de hombres





En el Estado de México el número de mujeres que ingresan al nivel superior aumentó significativamente y superó la matrícula de hombres.

Ya que en 1920 se registró la primera y única mujer y actualmente ya suman más de 53 mil estudiantes.

Esta cifra representa cerca de 14 mil mujeres más respecto a los varones, quienes suman 39 mil inscritos en la universidad del estado.

Quien inició este camino para las mexiquenses fue Remedios Albertina Ezeta Uribe, al cursar el bachillerato integral en Toluca para después estudiar jurisprudencia en la Universidad Nacional, afirmó la experta, Patricia García Chávez.

“De 1922 a 1927 cuando se va a la Universidad Nacional le toca la transición universidad nacional a Autónoma de México y dicen que ella, a través de su hermano, es la que trae las ideas de autonomía al Instituto”.

Con el tiempo, dijo, se convierte en una mujer importante para el Estado de México al ser la primera ministra en el país, al obtener por elección popular el cargo de jueza conciliadora de Toluca.

TE RECOMENDAMOS: Piden a municipios reporte de ahorros por disminución de ediles

Además, de 1942 a 1944 formó parte del Tribunal para Menores del Estado de México, como jueza segunda civil y penal del distrito de Toluca. 

Precisó que el padre de Remedios fue notario, por lo que ella quiso seguir sus pasos, cuando su papá se retiró, porque en ese tiempo eran heredables.

Así que solicitó quedársela, pero no se la dan porque la mujer aún no votaba. 

Las mujeres mexicanas acudieron por primera vez a las urnas a emitir su voto el 3 de julio de 1955.

Ese momento fue fundamental para la trayectoria de Remedios.

Esto permitió que Ezeta Uribe fuera nombrada notaria

Por el entonces gobernador de la entidad, Salvador Sánchez Colín y se convirtió en la primera mujer mexicana en ocupar el cargo.

Mismo que desempeñó por 20 años.

Aunado a esto, con la enmienda constitucional para otorgarles el voto a las mujeres, se presentó como candidata y resultó electa por el distrito de Toluca en la XLIII Legislatura.

Junto con Marcelina Galindo Arce, María Guadalupe Ursúa y Margarita García. 

“Al ser difícil desarrollarse laboralmente y ser reconocida, lucha y protege a otras mujeres, si no hubiera tenido un carácter como el que tenía no hubiera podido entrar a estudiar al Instituto, se hubiera quedado tejiendo como muchas mujeres de esa época”.

FOR

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *