Arte y Cultura

Sebastián Herrera: joven promesa musical

Sobresale con sus composiciones, en esta ocasión en el Concurso Nacional de Composición Orquestal "Raíces"

Con apenas 22 años de edad, Sebastián Herrera Hinojosa, originario de la ciudad de Toluca, está forjando una solida carrera como compositor, recién ganó el segundo lugar del Concurso Nacional de Composición Orquestal “Raíces”, organizado por la Secretaría de Cultura del Estado de Jalisco.

Este premio lo ha hecho acreedor a un estimulo económico y un reconocimiento, pero además para 2021 la Orquesta Filarmónica de Jalisco interpretará y grabará su pieza denominada “Entropía de Occidente”.

Pero está no fue su primera composición orquestal, en mayo de 2019 tuvo la oportunidad de crear una pieza para la Orquesta Filarmónica Mexiquense, que dirige la maestra Gabriela Díaz Alatriste, denominada “Nishizawa, recuerdos mexiquenses”, en el día internacional de los museos, la suya dedicada al museo del pintor Luis Nishizawa.

Estudiante de la Licenciatura en Música en la Escuela de Artes Escénicas de la Universidad Autónoma del Estado de México, donde recién acaba de ingresar, ya que debido a la pandemia tuvo que suspender sus estudios en una universidad particular, precisó que no fue la primera vez que concursó para este certamen; en 2019 lo intentó, pero sin éxito.

“Entropía de Occidente” sobresalió entre más de 40 temas, con la participación de jóvenes de entre 18 años, hasta adultos de 35 años de edad, piezas que debían tener una duración de entre ocho y diez minutos. Además, se debían de incorporar dos instrumentos musicales mexicanos: la vihuela, similar a la guitarra; y el teponaztli, instrumento de percusión prehispánico, los cuales tuvo que investigar y estudiar, pues no los conocía a fondo.

El especialista en piano, el cual toca desde los nueve años, explicó que su obra está dividida en tres movimientos. En el primero, con toques de misterio, disonancia, ritmos complejos y variantes. La segunda, es más lenta pero armoniosa, con sonidos nobles y pacíficos. “Es un movimiento melódico”. Y la tercera es la más dinámica y representa las raíces de la música folclórica mexicana, alegre y jocosa.

ASME

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario