Violencia e impunidad, principales enemigos de la mujer mexiquense

Pese a tantos movimientos, la sociedad aún no es sencible de la violencia contra la mujer

Ni la declaración de alertas de género y de desaparición, ni el acceso a la información, y mucho menos la pandemia por el Covid-19, han logrado sensibilizar lo suficiente a una sociedad en la que la mujer es constante víctima de violencia.

En el arranque de este 2021, las estadísticas permiten conocer la magnitud del problema que persiste en el país y que, tan solo en el Estado de México, no cede.


La entidad mexiquense encabeza la lista de mayor incidencia a nivel nacional; su densidad demográfica influye, pero quizá también el mensaje de impunidad que prevalece, según consideran colectivos y activistas defensoras y luchadoras por la igualdad de género.

Este año arrancó con 12 feminicidios, cuyas carpetas de investigación fueron iniciadas ante la Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM). Se cometieron en los municipios de Almoloya de Juárez, Axapusco, Chalco, Coyotepec, Cuautitlán Izcalli, Ecatepec de Morelos, Hueypoxtla, Lerma, Malinalco, Tenango del Valle, Toluca y Villa Guerrero.

Otros datos, documentados por la activista Frida Guerrera, indican que, al 22 de febrero, la cifra es de 19 casos acumulados; tres de ellos ocurrieron en un mismo día.

Durante 2020 el número de feminicidios llegó a 150, distribuidos en 21 municipios; la mayor parte en Atizapán de Zaragoza, Ecatepec, Tecámac y Tultitlán.

Poco qué celebrar, mucho qué prevenir

En 1975, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) instauró el 8 de marzo como el Día internacional de la Mujer con la intención de reflexionar acerca de los avances logrados en la lucha de un sector violentado en sus derechos, para pedir más cambios y celebrar la valentía y la determinación de las mujeres que han jugado un papel clave en la historia de sus países y comunidades.


El organismo advierte que en el mundo se han logrado avances sin precedentes, pero ningún país ha alcanzado la igualdad de género.

En esto coincide Verónica Villalvazo, mejor conocida como Frida Guerrera, activista mexicana, quien desde 2016 denuncia e investiga asesinatos de mujeres, además de mantener una constante lucha por la defensa de los derechos de este género que ha sido vulnerado en distintas formas.

“No son números, son vidas arrancadas, son familias destruidas”, señaló al referirse a los casos de feminicidios que ha documentado a lo largo de cuatro años; el primero de ellos es el de Lupita, una pequeñita que fue hallada sin vida en un tiradero de Nezahualcóyotl. Para Frida, la menor conocida como “Calcetitas Rojas”, es su primera hija adoptiva asesinada.

Historias desgarradoras son expuestas por ella, les da seguimiento y procura la colaboración con las autoridades, para que sus muertes no queden impunes, pues a pesar de que hay mucho trabajo por parte de la Fiscalía mexiquense, los logros han ido de a poco y falta mucho en materia de prevención.

Y es que consideró, “en esta labor, además de las autoridades, la sociedad tiene una gran deuda con las mujeres, niñas y niños, quienes son los más perjudicados cuando quedan en la orfandad o también son arrastrados por el odio del agresor”,

“No podemos seguir permitiendo que suceda, es alarmante el número de casos que se están dando, no solo en contra de las niñas, sino también los niños. Tan solo en una semana llegamos a registrar hasta cuatros casos de ataques a niños, víctimas de sus propios padres”, acotó.

Verónica Villalvazo, mejor conocida como Frida Guerrera

Impunidad: el mensaje que envalentona al feminicida

En cinco años, en México los casos de homicidios dolosos contra mujeres crecieron un poco más del doble, al pasar de mil 735, en 2015, a 2 mil 791 en 2020; aunque en año de pandemia hubo una ligera baja en la incidencia, el máximo histórico se dio en abril del año pasado con 266 casos en todo el territorio mexicano.

De las 240 mujeres asesinadas de manera dolosa en enero de este año en México, 13 ocurrieron en el la entidad mexiquense; 12 casos están catalogados como feminicidio y son de mayores de 18 años.

Aun cuando hay mayor apertura y se está generando una cultura de la denuncia, Frida reconoció que la FGJEM ha mostrado mayor sensibilidad y agilidad en la atención de casos; sin embargo, esto no ha sido determinante para que a los agresores les quede claro que no tendrán impunidad.

La normalización de la violencia hacia la mujer, dijo, seguirá siendo un problema a atacar, pues hay diversos casos en los que la víctima es dejada a su suerte en manos de un agresor, incluso por la propia familia.

“Los vecinos ya no se involucran si ven que una mujer u hombre necesita apoyo, mientras que los sujetos pareciera que están confiados en que pueden evadir a la justicia”, reflexionó la activista.

Agregó que, como sociedad, a veces se genera mayor indignación por el maltrato a un animalito y se es indiferente a la agresión entre seres humanos, lo que calificó como realmente grave.

Otros datos de violencia contra la mujer

No solo el feminicidio es el delito más preocupante en el Estado de México, hay otros que por su volumen prenden la alerta para evitar que se llegue a consecuencias fatales.

En enero de este 2021, 885 mujeres mexiquenses denunciaron ante el Ministerio Público haber sido lesionadas con dolo; tres fueron secuestradas, 66 fueron extorsionadas, 5 padecieron corrupción de menores, 5 más fueron víctimas de trata de personas, mientras que 146 fueron violadas.
Mil 691 padecieron violencia familiar y 152 violencia de género; en casi todos estos casos el Estado de México obtuvo el primer lugar.

Frida consideró que se debe dar especial atención al Valle de Toluca, pues el creciente número de casos que se han documentado a través de medios de comunicación, refleja que la capital del estado se ésta convirtiendo en un “semillero” de feminicidas.

Los reflectores sobre estos temas anteriormente se centraban en los municipios poblados del Valle y Oriente del Estado de México, pero, por ejemplo, en enero de este año ya hay registrados casos de feminicidios en Axapusco, Coyotepec, Hueypoxtla, Malinalco, Tenango del Valle, y Villa Guerrero, donde viven menos de 50 mil mujeres en cada uno.

Alertas de Género en el Edomex

En el Estado de México se han declarado dos alertas de género: una por feminicidios y otra por desapariciones; la primera fue declarada a finales de julio del 2015 para once municipios de la entidad; la de desapariciones se emitió en siete demarcaciones durante el 2019.

La Comisión de Derechos Humanos del Estado de México (Codhem) amplió la Recomendación General 01/2018 por violencia de género y feminicida a los 125 municipios de la entidad, pero apenas 60 de ellos la han aceptado.

Las alertas de Género obligarían a las autoridades a realizar acciones y políticas para prevenir y combatir esos delitos, además de contar con equipo, personal especializado y células de búsqueda a favor de las mujeres. De los primeros once municipios a los que se les hizo el llamado, Tultitlán y Cuautitlán Izcalli no la han aceptado.

Esto podría ser interpretado como una falta de sensibilidad e interés por parte de jueces, de las autoridades locales y estatales para atender un tema que lastima y destruye familias.

¿Qué hacer?, ¿adónde acudir?

Para fortalecer los derechos de las mujeres y encaminar acciones para combatir la violencia de género, la Secretaría de la Mujer brinda atención a través de la Línea Contra la Trata.

A través del número 800-832-4745 otorga atención psicológica y asesoría jurídica a posibles víctimas de trata de personas y público en general, así como información respecto al delito, acciones y medidas preventivas para evitar caer en situaciones de riesgo.

Tlalnepantla cuenta con una Policía Género; en caso de requerir ayuda por violencia de género, llamar al 55 5366-3800 ext. 5309 de lunes a viernes de 9:00 a 16:00 horas; las 24 horas del día a la Línea Sin Violencia: 800-1084-053, C4: 55 5366-4444 o a través de un mensaje al Chat SOS: 55 4337-7725.

En Ecatepec, pueden acudir al Instituto Municipal de la Mujer e Igualdad de Género 55 5770-6960, 5116-3652, 55 7325-4894, 55 3047-3274 y 557325-6070
Atención a Víctimas UEAVVFYG
5770-3128 y 55-7325-5171
Centro de Mando
55 511674-28 al 32
Célula de Búsqueda
55 7325-6567

Coacalco puso en funcionamiento la aplicación Vive Segura: 55 7869-8286 y 55 9154-8085
Naucalpan tiene el programas S.O.S Mujeres Seguras y S.O.S Adultos Mayores Seguros. También cuenta con la línea de atención telefónica 800 MUJERNA (800 6853762)

Nezahualcóyotl, con más de 2 mil participantes se integró la primera etapa de la iniciativa Redes de Mujeres Constructoras de Paz, avalada por la Organización de Naciones Unidas (ONU).

En caso de ser víctimas de algún tipo de violencia, o conocer a una mujer que requiera apoyo, pueden llamar al teléfono 55 5743-4343 o bien acercarse a la unidad de Policía Vecinal de Proximidad más cercana.

Deja un comentario